Tejimos una extraña relación

Me enamoraron tus ojos, sin saber porqué,
y ya no pude olvidarte a lo largo del tiempo,
era algo inexplicable para mi, muy extraño,
que sin darme cuenta me vaciaba por dentro.

Tejimos una extraña relación, envuelta en pasión,
que nos arrastraba hacia el pozo del sufrimiento,
ni juntos ni separados encontrábamos la felicidad,
no había momento para dar vida a los sentimientos.

Sin poder evitarlo, seguíamos enganchados,
sin evolucionar demasiado en nuestra unión,
la desidia nos empujaba hacia adelante,
sin dejar espacio para el verdadero amor.

Pero cuando no hay una buena base creada,
es imposible resistir los fuertes temporales,
no existen raíces profundas y fuertes en nuestro espacio,
que nos permitan seguir ocupando ese lugar.

Qué doloroso es abandonar una relación,
aunque no tenga la calidad que nos merecemos,
nos cuesta quedarnos solos una vez más,
sin darnos cuenta de que ya lo estamos, sin saberlo.

Anuncios

7 thoughts on “Tejimos una extraña relación

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s