No me busques

 Ya no puedes seguir mis pasos,
pues me perdí en la niebla,
con los sentimientos ocultos,
sin querer añorar tu vuelta.
Sigue leyendo “No me busques”
Anuncios

El triste adios

Salgo a pasear a mi perrita ya bastante tarde, cuando el calor ya no es tan molesto, y se puede hacer dicha actividad. Aprovecho a caminar un rato con ella y también a sentirme, haciendo un repaso de todos los acontecimientos vividos durante el día, pues me ayuda bastante a equilibrarme, aprovechando así, todo el material emocional surgido como aprendizaje.

Sigue leyendo “El triste adios”